Esperando la Marea

Categorías:

  • Fantaciencia
  • Gaditaneces
  • Microrelatos
  • Mnemonicus
  • Onanismo Mental
  • Opino ergo sum
  • Speaking in Tongues
  • Wordshooting
  • Archivos:

    <Septiembre 2018
    Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
              1 2
    3 4 5 6 7 8 9
    10 11 12 13 14 15 16
    17 18 19 20 21 22 23
    24 25 26 27 28 29 30
                 

    Documentos:


    Blogalia

    Pasarelas de Muerte

    A mí de siempre me han gustado las mujeres con curvas, cuanto más pronunciadas mejor. Hablo de un nivel estético, que no ético: normalmente, las féminas me atraen por lo que son, no por lo que aparentan ser. Pero, leñe, uno está supeditado a lo que vienen siendo las hormonas y la química, y se siente atraído (al menos en un nivel mesencefálico) por las hembras que presentan una figura visible, en mi caso más tirando a maggioratta que a sílfide dieciochesca.

    Por eso no entiendo, porque no puedo, ese canon de belleza del siglo XXI que consiste en parecerse lo más posible a un cadáver en decadencia, con huesos que sobresalen como aristas malsanas y rostros pincelados con rasgos de enfermedad manifiesta. Sean quienes sean los que hayan decidido esto, son unos auténticos gilipollas.

    La verdad, no creo conocer a nadie (me refiero al personal masculino) al que le gusten esos espectros menguantes que desfilan (?) por las pasarelas últimamente. Aparte de provocar tendencias anoréxicas en las adolescentes e inmaduras (por tanto inocentes) generaciones, no veo cuál puede ser su función real dentro del mercado de la moda. ¿Ahorrar en tela? ¿Crear zombies que viven rápido, mueren jóvenes, y, por tanto, tendrán cadáveres bien porecidos? ¿Conjurar iconos del futuro? ¿Desarrollar una raza de seres humanos que no necesite comer? Que alguien me lo explique, por favor.

    Mientras tanto, contemplo alucinado esos desfiles de Cibeles, de Milán, de París... Escenas que parecen extraídas de una películas de zombis, ángeles lánguidos que mueren ante mis ojos, espectros que sólo pueden habitar en una imaginación calenturienta y pervertida. Yo no veo belleza: veo muerte, veo decadencia, veo perversión.

    Veo la parte más oscura del ser humano.

    2006-03-02 14:43 | Categoría: Opino ergo sum | 10 Comentarios | Enlace

    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://marea.blogalia.com//trackbacks/37886

    Comentarios

    1
    De: Heimy Fecha: 2006-03-02 18:49

    Pero... ¿Y lo bien que les queda cualquier trapito? No nos engañemos, que eso al fin y al cabo eso es lo que buscan los diseñadores: un maniquí móvil que muestre su ropa en todo su esplendor.

    Aunque luego lo que se vea en las tiendas no tenga nada que ver con lo que llevan esas señoritas.

    Aunque luego A NADIE le quede la ropa igual de bien.



    2
    De: Juaki Fecha: 2006-03-02 19:04

    Correcto: pero es que estamos hablando de la salud de muchas de esas jóvenes, de su vida en algunos casos.

    A la cárcel, como decía Sacristán el otro día.



    3
    De: V. Fecha: 2006-03-02 21:03

    Además de que no creo, al menos no desde mi punto de vista, que les queden bien esos trapos: hay algunas modelos que dan verdadero miedo. Del genuino. Que no desentonarían en Salem's Lot, vamos.
    Qué triste y cuánto de inhumanos somos los humanos.



    4
    De: chuache Fecha: 2006-03-02 21:31

    Supongo que valoramos las cosas por su escasez.

    El oro, la plata, los diamantes, las obras de arte se valoran más porque hay pocas, no por su utilidad.

    En este caso hay doble escasez: escasean modelos de la talla 37 y en las que hay, también escasea la persona.



    5
    De: Pirx Fecha: 2006-03-02 21:49

    A mí siempre me han gustado las mujeres delgaditas. No es cosa de ninguna moda, que ya de pequeño me parecía atractiva Audrey Hepburn y más tarde las novias que me iba echando. Para gustos, colores. Y al que no le guste, que se busque a la suya a su medida.

    Respecto a las pasarelas, no sé exactamente la razón, pensaba que las buscaban altas y guapas, más bien que delgadas. Lo que sí sé por ejemplo es que a las modelos para fotografía las prefieren delgadas porque las cámaras "engordan". No sé qué fenómeno óptico es el responsable, pero lo cierto es que en las fotos salimos más redondeados de lo que somos.



    6
    De: V. Fecha: 2006-03-03 00:05

    chuache: la acusación era que había por allí varias tallas 34. En teoría, ni una debía bajar de la 38...

    pirx: no confundamos, por favor, la delgadez elegante con lo que hacen con alguna de esas muchachas.



    7
    De: Juaki Fecha: 2006-03-03 09:12

    Me adhiero a lo suscrito por V.

    La entrada va contra el empuje hacia la anorexia que se está detectando en los desfiles de varios modistos, no contra la delgadez elgante o natural, por supuesto. Es que vi una foto de una modelo desfilando, tomada así de costado, ¡y se le veían perfectamente las costillas, joder! Parecía uno de los antiguos anuncios del Domund, y no exagero ni un ápice.

    Cuando hablamos de la vida y la salud de alguien, tiene que haber unos límites.



    8
    De: monikak Fecha: 2006-03-06 00:33

    ola amigo , yo tengo una esperiensia que contar , por que yo soy ex ninfa , pero el año que viene bolberesa serlo , las ninfas no semos anorexicas de esas , por que nosotras nos comemos todo lo que se ponga por delante , es mas segun fuentes cercanas a las ninfas , una de las niñas m, se abia jalao tres platos de erisos antes de entrar al escenarios .... y lo se de muguena tinta y mira que ami no me gusta criticar de naide , pero hay alguna ninfa que mejon que se ubieran quedado en sus casas.... yo sin ir mas lejo , el vierne del falla me comi , dos paquetes de gusanitos , dos litros cocacola , avellanas , churros pero una papelon pa mi sola , pistacho ... y eso que estoy a regimen pero no como las niñas estas que salen en el tomate ... besos , espero que me bisiteis a mi blok.web



    9
    De: Anónimo Fecha: 2006-03-06 10:28

    Beware the troll possing as a gal, dude. Think he´s funny in his own blog and tries to extend his sense of humour (?)






    10
    De: Juaki Fecha: 2006-03-06 16:07

    Well, I don`t pay any attention to trolls... that would be feeding their ego: worst thing you could do :))



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.80.58.121 (5b298ba461)
    Comentario
    ¿Cuánto es: diez mil + uno?

    © 2002 - 2003 koyote
    Powered by Blogalia